domingo, septiembre 30, 2012

Sobre Cuba. Programa La Intemperie, conducido por Aldo Rosado-Tuero y Dionisio de la Torre, sobre Héroes anónimos de la lucha antiCastrista. Tamabién en ese programa se habla de la actitud de Martha Beatriz Roque y la supuesta ¨victoria¨ de los huelguista


En el  programa  La Intemperie, conducido por Aldo Rosado-Tuero  y  Dionisio de la Torre se  habla sobre   Héroes anónimos de la lucha antiCastrista. También en ese programa se habla de la actitud de Martha Beatriz Roque y la supuesta ¨victoria¨  de los huelguistas en favor de la liberación del preso Robaina.  Se denuncia el supuesto teatro de parte de la oposición cubana y el malsano  protagonismo.



Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Cuba. DELINCUENTE COMÚN Y ASESINO INTENTA, POR ÓRDENES DE LA TIRANÍA, MATAR A LOS OPOSITORES PACÍFICOS OSCAR SÁNCHEZ MADAN Y ÁNGEL MOYA ACOSTA

DELINCUENTE COMÚN Y ASESINO  INTENTA, POR ÓRDENES DE LA TIRANÍA,  MATAR A LOS OPOSITORES PACÍFICOS OSCAR SÁNCHEZ MADAN Y ÁNGEL MOYA ACOSTA



Por  Miguel Sigler Amaya
 Miami FL. 29 de septiembre de 2012


Los opositores pacíficos y exprisioneros políticos Oscar Sánchez Madan y Ángel Moya Acosta, fueron asaltados por un asesino común en plena vía pública en el municipio matancero de Pedro Betancourt.

El pasado 12 de septiembre a la luz del día, fue agredido brutalmente en plena vía pública el periodista independiente, y miembro de la Junta Directiva del Movimiento Independiente Opción Alternativa, Oscar Sánchez Madan, cuando se desplazaba en bicicleta por una de las calles principales del municipio Pedro Betancourt,  en la provincia de Matanzas, Cuba.

El agresor fue el asesino Luís Alberto Rodríguez Domínguez, alias ¨ALIMENTAO¨, un joven  mulato, corpulento, agresivo, peligroso que es  despreciado por un gran por ciento de la población de este municipio ya que posee  un extenso historial delictivo en hechos de sangre, peleas callejeras, robo con violencia, intentos de violación a mujeres indefensas, masturbaciones públicas. En su historial delictivo se  destaca el asesinato a su primo cuando este le ganó una partida de dominó. Luís Alberto Rodríguez Domínguez sacó un arma blanca y acuchilló a su primo  repetidas veces ocasionándole la muerte instantánea.

 Este despreciable asesino agredió a Sánchez Madan con una barra de acero de las  utilizadas en  el sector de la construcción y que se conocen en Cuba con el nombre popular de ¨cabilla¨. El agredido pudo esquivar algunos de los golpes levantando su bicicleta para cubrirse  de los golpes que el tal ¨ALIMENTAO¨  le lanzaba; no obstante,  uno de esos golpes lanzados le dio en la  espalda a Sánchez Madan provocándole una herida. El  agresor finalmente se dio a la fuga.  La víctima denunció el caso ante el agente de la Policía Nacional Revolucionaria, PNR, conocido por ¨Reina¨. Oscar Sánchez Madan posteriormente fue conducido al Policlínico Municipal, donde el Doctor Yunior Suárez Hernández lo asistió, pero negándose a  darle al periodista independiente un certificado médico de esa asistencia, el cual es muy importante para hacer la denuncia de la agresión ante las autoridades policíacas y judiciales y determinar  la gravedad que tuvo dicha agresión. Minutos después, el policía le comunicó a Sánchez Madan, que le impondrían una multa al homicida, ya que según él, la lesión  no era grave.

(José Oscar Sánchez Madan)

Oscar Sánchez Madan ha planteado que  la orden para que el exconvicto  lo agrediera,  fue dada por el oficial conocido por Alberto, Jefe de la Sección de Enfrentamientos a la Contrarrevolución Interna en Matanzas, y que las causas que provocaron esta violencia criminal han sido, en primer lugar, los reportes de prensa sobre la campaña, Plegaria por la Vida, desarrollada  a raíz de los asesinatos de los opositores pacíficos  Oswaldo José Payá Sardiñas y  Harold  Cepero Escalante, que consiste en exigirle  a la tiranía Castrista el cese de la represión y de la  violencia en contra de la oposición interna cubana  así como de las ejecuciones extra judiciales;  en segundo lugar, por  su artículo, publicado en el semanario digital  Primavera Digital, titulado  Urge detener ola de asesinatos selectivos;  y en tercer lugar, por dar información para  Radio Martí sobre diversas protestas ciudadanas en Pedro Betancourt.

El tal ¨ALIMENTAO¨, no satisfecho con este intento de asesinato en contra de Oscar  Sánchez Madan, fue en busca, cuchillo en mano,  de su segunda supuesta víctima: el ex Preso de Conciencia Ángel Moya Acosta, Presidente del Movimiento Libertad y Democracia para Cuba. Moya Acosta  fue agredido por este sujeto pero  supo defenderse y quitarle el arma blanca que portaba el agresor e inmovilizarlo de inmediato, gracias al conocimiento de varias artes marciales que Moya aprendió en su juventud; posteriormente,  Luís Alberto Rodríguez Domínguez, alias ¨ALIMENTAO¨,  huyó como un cobarde,  buscó un machete y  penetró por las fuerza en la vivienda del líder opositor y amenazó  de muerte a todas las mujeres que se encontraban en ese momento, entre las que se encontraban  la hermana de Moya, las hijas y las nietas.  Luís Alberto Rodríguez Domínguez al ver que Moya no se encontraba en la vivienda  se retiró del lugar. Hasta  el momento de redactar esta nota, la Policía Nacional Revoluciobnaria no ha tomado ninguna acción en contra de este peligroso homicida.

(Ángel Moya Acosta)

Varios días después  de estos sucesos, Luís Alberto Rodríguez Domínguez procuró un  encuentro  con Gulliber Sigler González, miembro de la Junta Directiva del Movimiento Independiente Opción Alternativa, MIOA,  e hijo de Juan Francisco Sigler Amaya, Presidente del mismo movimiento; Rodríguez Domínguez  le dijo  a Gulliber Sigler, que la Seguridad del Estado le había ordenado agredir a tres contrarrevolucionarios: Oscar  Sánchez Madan,  Ángel Moya Acosta y al propio Gulliber, pero que él le dijo a la Seguridad de que a Gulliber,  no,  porque lo conocía desde que eran niños y habían estudiado juntos; finalmente,   ¨ALIMENTAO¨ le advirtió a Gulliber: que ya habían encontrado a otro para que lo agrediera y que se cuidara,  porque le iban a dar muy duro.

Tanto los familiares de Ángel Moya Acosta, incluyendo a su esposa la Dama de Blanco Bertha Soler, la familia Sigler Amaya y todos los miembros de ambas organizaciones de Derechos Humanos, responsabilizamos a la tiranía castrista y a todo su aparato criminal por lo que pudiera ocurrirle a estos valiosos opositores anticomunistas.

 REPORTAJE GRÁFICO





  

 

 
**************

Tomado de http://www.primaveradigital.org/

Agrede ex convicto por asesinato a Oscar Sánchez Madan
Por Edelvis Granda Pèrez   
13 de Septiembre de 2012

Cuba noticias, Cidra, Matanzas, (PD) A las 7PM del 12/09/2012 el ex convicto de un delito de asesinato Luis Alberto Rodríguez agredió al periodista independiente Oscar Sánchez Madan, cuando este circulaba en una bicicleta por la localidad matancera de Pedro Betancourt. Pudo conocerse que el ex recluso Luis Alberto Rodríguez fue liberado de prisión para hacer trabajo sucio ordenado por la policía de seguridad del Estado.

Madan luego de perder sangre, se encuentra muy debilitado en proceso de recuperación. El ex recluso amenaza con matar a los disidentes de la zona y a través de fuentes que optaron por permanecer anónimas, se supo que fue liberado luego de comprometerse con la policía Seguridad del Estado para ejercer el vandalismo y la violencia contra la oposición de la localidad.

Un grupo de disidentes encabezado por la líder opositora Marta Beatriz Roque Cabello realiza una huelga de hambre en demanda de que cese el vandalismo y la violencia contra la oposición interna promovido por el más alto nivel de dirección política del país y que hoy han cobrado otra víctima en el periodista independiente Oscar Sánchez Madan.

El Movimiento Independiente Opción Alternativa (MIOA) pidió la intervención de Reporteros sin Fronteras y de otras organizaciones de defensa de la libertad de expresión, para que este acto de gamberrismo, agresión y vandalismo contra un periodista independiente sea condenado y se promueva el cese de la escalada de violencia y vandalismo ordenado por los más altos niveles del gobierno militar en la Isla.

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Carlos M. Estefanía: rácticas pedagógicas cubanas: el caso del Instituto Cívico Militar fundado por Fulgencio Batista. Parte III

 Nota del Bloguista

Muy buen artículo  de  Carlos M. Estefanía, publicado en el año 2010
Los interesados en este tema pueden leer las dos primeras partes haciendo click en los siguientes enlaces:

Parte I

Parte 2





Fidel Castro Ruz y sus hermanos Raúl y Ramón Castro fueron durante  un tiempo  alumnos de  Escuelas Cívico Militares como parte del trabajo de  una comisión nacional, creada en los años 30s del pasado siglo,  que impulsaba en el país la educación, la salud y el deporte, así como el desarrollo social  de las áreas rurales del país; esa comisión tenía como principal promotor e  impulsor de sus acciones y tareas  al General Fulgencio Batista. En la Cuba Castrista es tabú hablar de esas instituciones creadas por Batista;  cuando se habla de la destitución del Presidente  Miguel Mariano Gómez por parte del Congreso de la República, no se dice que el muy pequeño gravamen o impuesto que pedía Batista, al que se oponia Miguel Mariano,    para cada saca de azúcar producida en Cuba,  fuera para financiar esas instituciones educativas. También es cierto que Miguel Mariano se oponía, en general,  a la injerencia de las instituciones militares en instituciones de la vida civil del país, pero no se dice en la Cuba de los Castro, que la inmensa mayoría de los maestros graduados de las escuelas normales en Cuba, no querían enseñar en el campo por las difíciles condiciones de vida que había en el área rural; razón esta por la cual se crearon los sargentos-maestros  que eran personas que se convertían en maestros,  aunque ellos no fueran normalistas; o sea, graduados en las Escuelas Normales del país, que eran aquellas escuelas  que formaban a los futuros maestros. El grado militar de sargento, era en parte para que los campesinos cubanos  se vieran compulsados a enviar sus hijos a la escuela, pues muchos campesinos preferían, nada más que el niño cCuando el maestro era civil, el campesino
*************
Tomado de http://cubanuestra1.wordpress.com/


Reevaluando las prácticas pedagógicas cubanas: el caso del Instituto Cívico Militar III
Por Carlos M. Estefanía
Maestro de origen cubano

http://www.guije.com/public/carteles/2506/marti/f4.jpg
Estudiantes del Instituto Cívico MIlitar desfilan en La Habana, febrero de 1944, en una marcha recordando el natalicio de José Martí.

He leído en el periódico digital El Habanero, un artículo del año 2001, según el cual, el famoso pedagogo y exiliado republicano español, Herminio Almendros, llegado a Cuba en el año 1939, no encontró verdadero reconocimiento a su talento hasta que se le nombra, a principio de los años cuarenta y en plena luna del miel de Batista con el partido comunista, asesor pedagógico del Instituto Cívico Militar de Ceiba del Agua.

Sé que Almendros fue en España un promotor de la pedagogía anticapitalista de Freinet. Esto abre en mí la inquietante sobre hasta que punto habría podido influir con tales ideas en aquella Institución que le tocó asesorar en Cuba. Resolver el problema no es fácil, dadas las dificultades  con el acceso a unas fuentes que en su mayor parte deben  encontrarse en la isla.

http://api.ning.com/files/PjtGcZR76L2wcCpaOcbdswsCgxydFnRYvUmVLe30tZtXLtd31*PAWsZnbnHn4M4ZCjVbojXteTjjkE5hjzxtXMz-SARcWAMo/1221641070_extras_ladillos_1_0.jpg
Herminio Almendros

Referencia al ICM de un paisano de Batista

Ya que por razones obvias, nos resulta difícil consultar documentaciones estatales cubanas e investigaciones en la isla que traten sobre el Instituto Cívico Militar; tendremos que acudir a publicaciones del exilio.

Para ello comenzaremos por las memorias de un líder juvenil del Partido Acción Unitaria, fundado por Batista, se trata del difunto Rafael Díaz Balart, quien antes de ocupar un alto puesto en el último gobierno batistiano fuera un gran amigo de Fidel Castro, al punto de presentarle su propia hermana y convertirse en su cuñado. Díaz Balart y Castro, casi contemporáneos estudiaron juntos en la Universidad, allí serán aliados políticos y miembros del grupo armado Unión Insurreccional Revolucionaria.

Más adelante, cuando se crea el PAU, Rafael tratará de captar para la organización a Fidel, propiciando una reunión entre Castro y Batista, la cual no dió resultado, según él, porque Batista le había hecho creer a Fidel que no daría un golpe de estado, lo que hacía que la opción del partido ortodoxo, como mas probabilidades de llegar al poder, le apeteciesen mas al futuro Comandante en Jefe.

Con el tiempo los dos amigos y parientes se transformarán en férreos contrincantes, al punto de que será Rafael Díaz Balart, quien se oponga firmemente a que el gobierno de Batista, bajo presión del congreso, concediera una amnistía a los asaltantes del Moncada, ataque que, según me contó Ofelia Castro, adicionó unos cuantos huérfanos al Instituto Cívico Militar.

Mas tarde, en tiempos de la lucha guerrillera en la Sierra, sera también este quien se ofrece a crear y encabezar una tropa militar de cinco mil hombres para subir al Pico Turquino, hacer un acto político en su cima, y si se tercia; combatir allí al ejercito rebelde encabezado por el padre de su sobrino Fidelito. Luego, ya en el exilio, Díaz Balart creará la decana de las organizaciones anticastristas la Rosa Blanca.

Por supuesto Diaz Balart no se ha dedicado solo a combatir a Fidel Castro, sino a redimir en lo posible a Batista compatriota de su pequeña tierra, Banes, poblado en que por cierto, nació Orlando Zapata, el famoso preso cubano muerto en huelga de hambre.

En su libro Cuba: Intrahistoria. Una lucha sin Treguas: Ediciones Universal, Miami, Florida, 2006, de donde tomé algunos de los datos anteriores,  Rafael Díaz-Balart, no sólo cuenta su historia personal como político y exiliado, sino que también intenta reivindicar obra social de su paisano, es en la página 24 de este libro donde encontramos referencias al aporte batistiano en el terreno educativo. Aquí se recuerda que en los tiempos de Miguel Mariano Gómez como presidente, se aprobó una ley creando un impuesto de nueve centavos por cada saco de azúcar, con el fin de financiar el proyecto de escuelas y maestros rurales impulsado por Batista, así como los Centros Cívicos Militares, concebidos como centros donde se formaban obreros calificados, técnicos y profesionales.

http://www.elateje.com/images/Cuba,-intrahistoria.gif

Según Díaz Balart la ley de financiamiento de la educación rural había sido aprobada en diciembre de 1936, con 106 votos a favor y 43 en contra. Sin embargo Miguel Mariano vetó la ley bajo las presiones de sectores de quienes se oponían a ese tipo de enseñanza. Según el político exiliado fue esta la razón por la que el Congreso, con mayoría de partidarios de Batista destituyó al presidente.

El tema de los Institutos Cívicos Militares reaparece en la página 33, en referencia al enfrentamiento que tuvieron el autor junto e su entonces amigo Fidel Castro, contra los representantes de los auténticos, entonces en el poder en la FEU y el Ministerio de Educación:

”Fidel y yo nos enfrentamos desde el primer instante a ese grupo. Entre otras cosas nos motivaba el hecho de que el presidente Grau, desde el inicio mismo de su gobierno, comenzó a destruir la obra social que había hecho Batista, en una impropia actitud revanchista. Así, por ejemplo, el Balneario Cívico Militar para muchachos pobres, huérfanos de obreros y soldados, Grau se lo cedió graciosamente a la FEU”

La visión de los de los propios estudiantes

Si de utilidad nos es la opinión de un personaje comprometido políticamente como Díaz Balart, mucho mas importante a la hora de aquilatar el significado, dentro de la historia de la Educación Cubana del Instituto Cívico Militar , es lo que puedan contarnos las personas que estudiaron y trabajaron allí.

Para esto nada mejor que revisar una publicación que muy gentilmente me ha facilitado la antigua alumna Ofelia Castro, se trata de la revista Remembranzas, órgano oficial de la Asociación de Antiguos Alumnos y Empleados del Instituto Cívico Militar y Escuelas Politécnicas, cuyo primer número, publicado en Miami, Estados Unidos lleva por fecha el 15 de enero de 1989.

Lo primero que salta a la vista es el enorme amor de los editores por la escuela a la que pertenecieron, ya eso es un logro, sobretodo ante los ojos de una persona como yo, que tras haber pasado por innumerables escuelas, buenas, malas y regulares, así como enfrentado diversos maestros y directores, buenos, malos y regulares, no siento, frente a ninguna de mis antiguas instituciones, la necesidad de crear un grupo de recordación, como tiene los editores de Remembranza,o- para que no se crea que el fenómeno es totalmente ajeno al socialismo cubano-como ocurre con los editores de la página digital, dedicada a esa escuela de la élite cubana, conocida como La Lenin (www.lalenin.com).

Tengo en mis manos siete ejemplares de la revista, cargados de fotografías que me recuerdan mucho las de los catálogos publicitarios de las escuelas suecas donde he trabajado, aunque naturalmente marcando la diferencia de lo que se consideran un joven de su tiempo en aquel entonces y en este presente, allí donde las publicaciones suecas me muestran jóvenes de carácter informal, pelo largo y ropa civil, aquí, en la publicación cubana veo una juventud, uniformada, con cierto aire marcial, aunque no menos alegre.


http://i88.servimg.com/u/f88/12/48/87/55/ninos_10.jpg
Niños del Instituto Cívico Militar con uniforme de gala

En la revista encuentro interesantes testimonios como el de Juvenal E Blanco (primer número) quien a los 11 años conformó, junto a su hermana el primer contingente de alumnos que ingresó en el Instituto Cívico Militar de Ceiba del Agua, un niño que a esa edad no sabía escribir pues se escapaba de la escuela pública cuando su madre lo dejaba en ella, y que al paso de un año ya había alcanzado el nivel de tercer grados.

Encontramos en ese número alusiones cargadas de cariño a personal que dirigió el centro, en particular al doctor en medicina por la Universidad de La Habana Gustavo Adolfo Bock, quien llegará a ocupar el puesto de Ministro de la Salubridad en junio de 1942, y al Doctor en Pedagogía, Adolfo López Isa.

Se trata de figuras totalmente olvidadas en la historia de nuestra enseñanza, quizás por sus vínculos políticos de entonces, y quienes sospecho resultaría interesante re descubrir, en particular López Isa , quien además de Embajador llegó a ocupar el puesto de Director General de Cultura en el Ministerio de Educación, y que ademas de desempeñarse como Director y Profesor del Instituto Cívico Militar de Ceiba del Agua, ocupó la plazas similares en la prestigiosa, escuela Anexa a la Facultad de Educación de la Universidad de La Habana.

http://i88.servimg.com/u/f88/12/48/87/55/ninas_11.jpg
Alumnas y alumos de Instituto

En la página dos de la segunda edición de Remembranzas, correspondiente al 20 de mayo de 1989 encuentro datos interesantes como por ejemplo, que la escuela de Ceiba del Agua fue construida en una finca de 210 acres cedida por su propietario, el entonces Senador Alfredo Hornedo, que los obreros laboraron año y medio antes de tener listo el centro, abierto en enero del 1938. para aquellos primeros 250 niños reclutados entre los huérfanos de padres campesinos, obreros o alistados en el ejército constitucional; que la escuela contaba con un museo de historia natural que llevaba por nombre el de nuestro gran naturalista Carlos de la Torre y Huerta, quien les había donado una importante colección de moluscos nativos y exóticos.

Datos interesantes que se continúan en la revista, número cinco correspondiente al 28 de enero de 1991, en cuya séptima página se expone la distribución del cuerpo de instructores, que eran las personas adultas que se mantenían en contacto permanente con los chicos, los cuales a su vez estaban separados en cuatro batallones en ese momento, a saber el batallón José Martí, el batallón de la Luz y Caballero, el Batallón Felizela, así como el batallón Enrique Jose Varona, lográndose interesante combinación de organización militar con nombres de nuestros mas famosos educadores.

Ente las historias y memorias, así como informaciones sobre las actividades de la organización que publica la revista, lo que mas llama mi atención, recalco es el aspecto gráfico, en particular las fotos que aparecen en Remembranza número 7, correspondiente al 28 de enero de 1992.

Ella describen, mejor que mil palabras las magnificas condiciones con que contaron alumnos y maestros para dedicarse a las actividades educativas, para las que había sido destinada aquella gigantesca institución como se ven las en las fotos aéreas que se reproducen.

http://www.cardcow.com/images/set311/card00393_fr.jpg

Postal del Antiguo Instituto cívico Militar, hoy Instituto Superior Militar Antonio Maceo,

Es aquí donde podemos disfrutar del majestuoso auditorio modernísimo para su época, tanto como lo eran, las aulas de dibujo y mecanografía, la cocina de repostería, de zapatería, de hojalatería, de bromatología, la herrería, sus canchas de handball, piscina, clínica y los instrumentos con los que ensayaban los alumnos,

Foto propiedad de Herencia Latina

El músico cubano Jesús Caunedo, a sus 9 años en el Instituto Cívico Militar de Ceiba del Agua, año1943.

ya hasta la imágen de una imprenta  de la que han salido algunos libros con los que ya me he topado, por ejemplo la reimpresión, bajo la iniciativa del doctro Bock, en 1941 del Diario de José Martí, de Cabo haitiano a Dos Ríos (9 de abril a mayo 17 de 1895)


http://bks6.books.google.com/books?id=asQSAAAAYAAJ&printsec=frontcover&img=1&zoom=1&sig=ACfU3U2QZMwAE3w4X-4oAkojtznPPMyUNw

No creo que todo fuese de maravillas, sé que también hubo robos de recursos, aunque me temo qie no tantos como los que tenía lugares en los internados de mi infancia, que de alguna manera los institutos estuvieron sometidos a los vaivenes de la política, pero como decía anteriormente el saldo fue positivo, incluso los enemigos de Batista, terminaron por reconocer la obra, adicionándo al viejo proyecto batistiano, bajo el segundo gobierno de Ramón Grau y con el respaldo generalizado del Congreso, la llamada escuelas politécnicas, centros de enseñanza cuya hermandad con el Instituto Cívico Militar justifica la pertenencia de sus graduados y empleados a la misma sociedad que publica Remembranzas.

Echo una última mirada a la publicación y concluyo lo que que habrá de confirmarse con investigaciones mas profundas; que los niños que pasaron por aquellas escuelas, quedaron preparados para triunfar en la vida, además de llevarse para siempre en sus corazones algo tan bello como es el recuerdo amoroso por los viejos maestros.

¡Ojalá en la escuela cubana del futuro se repita esta experiencia!

Por Carlos M. Estefanía
Maestro de origen cubano

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Raúl Rivero sobre biografía de Hugo Chávez: Arrebol y malos consejos. Un libro sobre Chávez escrito por dos 'escribidores' cubanos entra en la campaña electoral.

 Nota del Bloguista 


                                                               DIOS LOS CRÍA

 
Fidel, Raúl y Ramón Castro

 
 Hugo Chávez Frías


 Y EL DIABLO LOS JUNTA




Una digresión: En la foto Fidel, Raúl y Ramón Castro visten n los uniformes de las Escuelas Cívico Militares que fundó Fulgencio Batista  en los años 30s del pasado siglo XX. Las Escuelas Cívico Militares  formaron parte de un gran movimiento social llevado a cabo por Batista mediante una comisión que se ocupaba de la Salud, el Deporte, la Educación, etc.; usando para ello a las instituciones militares. En esa época,  la cara amable del fascismo en la Argentina de Perón, la Italia de Mussolini, etc.,  se utilizaba a las instituciones militares para obras sociales. No obstante, Herminio Almendros, un hombre que se refugió en Cuba después de la  derrota de la República Española, república desbordada por los comunistas, por parte del franquismo, fue asesor de  las instituciones educativas batistianas de esa comisión. Su libro para niños y adolescentes  ¨Oros Viejos¨, fue publicado en Cuba.  Su hijo Néstor Almendros en los años 80s, realizó el documental de testimonios antiCastristas ¨ Nadie escuchaba¨.

******************

Arrebol y malos consejos

***********
Un libro sobre Chávez escrito por dos 'escribidores' cubanos entra en la campaña electoral.
***********
Por Raúl Rivero
Madrid
29-09-2012

Un libro autobiográfico, una excursión a la niñez, la juventud y los años de gobernante de Hugo Chávez, ha entrado a última hora en la campaña electoral de Venezuela. La obra, titulada Cuentos del arañero, hace todas las maromas posibles para dar una visión humana y familiar del hombre que descubrió, en 1999, el confort del palacio de Miraflores. Y quiere seguir allí otros seis años.

En medio de la guerra de encuestas y con las cifras de indecisos por encima del 20 por ciento de los convocados a los comicios del 7 de octubre, dos escribidores de Cuba salen a ponerle un poco de colorete a la figura del presidente mediante unas 260 páginas de viñetas y fotos. Los episodios, que se cuentan en primera persona, son testimonios tomados por los expertos caribeños de casi 400 programas de "Aló Presidente" en los que el dirigente venezolano habla durante horas sobre cualquier tema.

En los últimos días se han distribuido gratis por todo el país un millón de ejemplares de Cuentos del arañero. El título viene de una etapa de la infancia de Chávez en la que el futuro presidente ayudaba a su abuela a vender unos dulces de papaya llamados arañas por los venezolanos.

Quienes trabajan para mantenerlo en el poder llevan ahora el panfleto en su carpeta de propaganda hasta los sitios donde creen que las urnas les serán más ariscas.

La visión de un niño humilde que ayudaba a su familia puede suavizar, ante el conflictivo escenario pre electoral, la imagen de intolerante y bullanguero que el señor de Barinas se ha construido a mandarriazos. En ese pase de maquillaje le ayuda el libro. El problema es que el capítulo final está dedicado a las relaciones de Chávez con Fidel Castro.

El mensaje de su maestro no habla del pasado ni de papayas en almíbar. Contiene el desprecio natural por el valor de los votos y la obsesión única del poder.

Es un advertencia (con miedo añadido) sobre los riesgos de perder frente a la oposición. Chávez asegura que en una conversación reciente Castro le dijo que si ganaban sus adversarios "la persecución y el arrase será general. Ahí no van a perdonar a nadie... Mira el caso de Pinochet".

No se sabe quiénes escribirán los próximos capitulos de esa autobiografía intempestiva.


Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

sábado, septiembre 29, 2012

Esteban Fernández sobre anécdota con el el Comandante Enrique Borbonet: DOS TOMEGUINES Y UNA JAULA

DEL BAÚL DE MIS RECUERDOS

 




DOS TOMEGUINES Y UNA JAULA


Por Esteban Fernández
29 de septiembre de 2012

Durante los inicios de la dictadura,  los patriotas cubanos se dedicaron a prenderle fuego a los cañaverales aledaños a  mi pueblo.  Un amigo me dijo, y todavía no sé si eso es cierto, que “los pájaros  le salen huyendo a la candela” y que ese es el momento preciso para cazarlos mansitos. 

Lo miré con la duda reflejada en mi rostro, pero como siempre he sido un firme admirador de los pajaritos, en cuanto  veía a mi vecino y amigo Juanito Domínguez salir mandado para el Cuartel de Bomberos,   yo cogía mi jaula  y trataba de acercarme a donde estaba la quemazón. 

Aquello era un error garrafal porque ya me tenían “fichado” los gendarmes del G2,  pero debido a mi poca experiencia de la vida, mi juventud atrevida y desconocedora del peligro ( y  eso unido a mi amor por los  tomeguines del pinar, los azulejos, los verdones, mariposos y los canarios)  me lanzaba a esa imprudente aventura. (Foto: Un mariposo en pleno color)

Nunca me topé con los esbirros hasta un día en que increíblemente me salvó la Divina Providencia. Yo andaba solito,  y de pronto me encontré con un señor que me pareció “un experto en cacería”. En primer lugar,  me di cuenta que jamás lo había visto;  por lo tanto,  no era güinero.  Pensé: “Este es un hombre rico, intelectual y habanero”. No andaba con jaulas iguales a las que yo tenía.  Las mías eran improvisadas, fabricadas con güines por un vecino, y las trampas eran construidas de manera rudimentaria. Mientras que las jaulas de trampa de este señor no las había visto nunca;  me lucían  completamente profesionales.  

(Comandante Enrique Borbonet)

El tipo tenía puesto unos pantalones cortos, unos botines carmelitas, unas medias largas como las de los peloteros y unos enormes espejuelos. Nunca había visto un adulto con esa indumentaria en Güines ni en sus alrededores.  Me imaginé,  que por el modo en  que lucía este desconocido, era  lo que los revolucionarios llamaban  “bitongos”. Más bien me lució un mamarracho. 

La humareda y el hollín del incendio me estaban ahogando,  y decidí saludar al individuo. No tenía pinta de “peligroso”. Se sonrió y me saludó con cierta alegría. Me dijo simplemente: “Que bueno encontrarme en estos parajes con un muchacho que pueda ayudarme y servirme de guía"... "¿Guía yo, con lo despistado que soy?" pensé por un instante. 

Y ahí estuve andando con él hasta que violentamente frenó ante nosotros un Jeep de la Policía Nacional Revolucionaria. El chofer me señaló con el dedo y gritó: “¡Estoy seguro que tú eres el contrarrevolucionario que está cometiendo estos sabotajes!”...Y el que venía a su lado, en el asiento del pasajero, con tipo de "guajiro macho oriental", asintió y dijo: “Y el otro debe ser su jefe.  Me parece que es un gusano "importado" porque no es de la zona.  Para mí que es un americano. ¿Qué rayos  hacen aquí?”...Me dio risa porque nunca había escuchado antes eso de "gusano importado"... 

Mi "nuevo amigo" se encogió de hombros, los miró despreciativamente y dijo: “Están cometiendo un grave error, yo simpatizo mucho con Fidel”... Y le respondieron: “Si eso fuera cierto no te juntaras con este lumpen”... Para tranquilizar al hombre le dije:  “No te preocupes mucho que cuando encuentren a los verdaderos culpables  nos sueltan”... 

Nos llevaron para la jefatura de policía casi a rastras. Yo me senté en un sillón de barbero que había allí, y comencé a girar en él distraídamente. No dije “ni esta boca es mía”. Mi "compañero de cacería", y ahora de infortunio, gritaba: “¡Ustedes son unos estúpidos, están cometiendo tremendo fallo, la semana que viene van a estar en la agricultura”... Y yo pensando: “El comebola eres tú, porque  si sigues hablando basura y vociferando,  los dos vamos a terminar en el paredón”... 

Al fin,  logré aplacar un poco a mi “socio”,  y con más calma dijo: “Permítanme hablar con su superior, sólo quiero que me den un teléfono donde pueda hacer una pequeña llamada”... De mala gana nos llevaron a una oficina donde había un teléfono de esos de manigueta. De un empujón lo sentaron ante un escritorio. Y yo pensando: “En mala hora me encontré con el loco este”... ¡Pero qué equivocado estaba!... 

Porque todo el panorama cambió en un segundo: “El bitongo con su short color caqui” agarró el auricular y dijo: “Con Raúl por favor, dígale que es de parte del Comandante Enrique Borbonet”(Foto)...

Todos los policías se pusieron pálidos. Yo enseguida comencé a hacer memoria de quien era  Borbonet.  Fue uno de los oficiales que había caído preso, junto al "Gallego" Fernández, Ramón Barquín y Varela Castro, en una conspiración contra Batista  que llamaron “la conspiración de los puros”en 1956. A Borbonet, el nuevo gobierno le había mantenido momentáneamente sus grados al salir de la cárcel,  y en aquel momento, decididamente estaba apoyando  la Revolución.

El Comandante Borbonet le dijo al capitán policíaco: “Raúl Castro quiere hablar contigo...” El oficial,  tembloroso,  sólo atinó  a repetir mas de 10 veces: “Sí, mi Comandante”... A 15 pasos del teléfono  se podían escuchar los alaridos histéricos de Raúl. 

Salimos los dos  para la calle y Borbonet me dijo:“¿Seguimos cazando?”... Y le contesté: “Pa’su escopeta, yo más nunca en mi vida toco una jaula, regreso al Residencial Mayabeque”...  Ni por un instante me pasó por la cabeza que este hombre  seguiría apoyando al régimen hasta el día en que murió en un accidente de tráfico...

Y al llegar a la casa,  lo que más que molestó fue pensar que no tenía ni la menor idea donde se me había quedado mi jaula con mis dos tomeguines. 

**************
Nota del Bloguista

En esa conspiración de Los Puros,  hubo algunos militares que la vida demostró que no era ¨puros¨. José Ramón Fernández, conocido como ¨El Gallego ¨ Fernández y Enrique Borbonet, son dos de esos militares cuya ¨pureza¨ es negada por su ulterior comportamiento ciudadano, ya que uno sirvió hasta su muerte y otro ha servido durante todas estas décadas a una tiranía dictadura totalitaria mucho peor que la dictadura autoritaria de Fulgencio Batista en muertos, años de prisión, opresión al pueblo, falta de derechos, censuras, duración, etc.

Hago la observación de que esa conspiración de ¨Los Puros ¨ tenía entre sus planes el posible asesinato del Coronel Pedro Antonio Foyo, un militar de academia, profesor de Matemáticas y graduado en West Point, que era Director de la Escuela de Cadetes de Managua de la cual era profesor de Balística el teniente ¨Gallego ¨Fernández. El Coronel Foyo había ascendido a Coronel después del asesinato del Coronel Blanco Rico, Jefe del SIM, en el elevador del Cabaret Montmatre (posteriormente sería el restaurant Moscú) cuando fue acribillado a balazos por un comando dirigido por Rolando Cubelas, al recibir una falsa noticia de que uno de sus hijos había sufrido un accidente.

Pedro Antonio Foyo, quién vivió varios años en Cuba después del triunfo revolucionario de 1959 hasta que salió al Exilio en New York, ni Blanco Rico, fueron ni han sido asociados a crimen alguno. La figura de Blanco Rico, cuyo ascenso fue debido más bien a las relaciones de su acaudalada familia, estaba asociada a ¨la vida alegre y nocturna de La Habana ¨ y no a crímenes ni torturas.




Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

viernes, septiembre 28, 2012

Rolando Cartaya: Pablo Escobar, el patrón del mal,y su ruta cubana de las drogas. Los cubanos confirman asombrados la conexión cubana en el narcotráfico

Nota del bloguista

Les recomiendo que lean ( está en idioma  Inglés)  la transcripción  del programa Cuba Cocaine, donde aparecen las entrevistas a diferentes narcotráficos, en particular los familiares de Ruíz Po, el entonces joven que estalló en llanto en el juicio de la Causa 1/89 o Causa Ochoa-La Guardia en 1989, que dijo, con otras palabras,  que el pensaba que el Comandante  ( Fidel Castro) estaba al tanto y al frente  de todo y que como en el baloncesto anotaría el tanto decisivo. En el siguiente video aparece Ruiz Po en el juicio diciendo lo anterior. Dicen que desde hace años está de cantante en los centros nocturnos de La Habana.


El único hijo reconocido de Pablo Escobar  en una entrevista a una televisora de Miami, a una pregunta del moderador o entrevistador sobre lo que había declarado Popeye de que él, el hijo de Pablo Escobar, había matado a una persona, contestó de que Popeye  no estaba diciendo la verdad, y que Popeye tampoco había sido tan importante en el cartel y que no había sido el jefe de los sicarios dal mando de su padre.

Popeye próximamente saldrá de la prisión, después de haber cumplido su condena.

Por otra parte: en una entrevista al opositor cubano anticastrista Guillermo Fariñas de esa misma televisora de  Miami, el ex oficial de las Tropas Especiales de las Fuerzas Armadas Revoluciarias,  expresó que en una ocasión, cuando el estaba de custodio en una de las vallas de gallos de lidia o de pelea de Guillermo García en la localidad de Managua, La Habana, Cuba, él vió a Pablo Escobar; Fariñas no quiso abundar sobre ese punto,  pese al asombro del moderador Oscar Haza y su interés por saber más; esquinó el asunto y quizás se haya dado cuenta que había dicho algo que no debió haber dicho. Una hermana de Pablo Escobar en una entrevista radial que aparece en Internet, y que fue publicada en este blog, habla de  su visita a Cuba, junto con su hermano Pablo Escobar Gaviria.
******************
Tomado de http://www.martinoticias.com

Pablo Escobar, el patrón del mal,y su ruta cubana de las drogas

******************
Los cubanos confirman asombrados la conexión cubana en el narcotráfico, en un serial colombiano que es un éxito en la bolsa negra de videodiscos.
******************
 Por Rolando Cartaya
 martinoticias.com
septiembre 27, 2012


(Una embarcación de las Tropas Guardafronteras (TGF) cubanas patrulla las costas del municipio de Baracoa, Guantánamo.)

En los últimos años la televisión cubana ha hecho algunos esfuerzos por ofrecer una programación más atractiva, incrementando sobre todo el contenido de materiales extranjeros, y en especial estadounidenses, un lote que se ve sistemáticamente limitado por la obligada filtración a través de rigurosos tamices ideológicos.

No obstante, los televidentes de la isla han podido disfrutar en la pantalla chica de algunas series norteamericanas de alta calidad como “CSI” y “Los Sopranos”, además de los habituales  culebrones brasileños. Sin embargo, hoy en día muchos cubanos podrían decir de la TV nacional: “¿Quién la necesita?”

​​​​Esta semana un colaborador del portal alternativo Havana Times ofreció un ejemplo de como la popularización de las nuevas tecnologías y soportes informáticos ha posibilitado, en manos de cubanos emprendedores, que muchos en la isla se hayan independizado del "Gran Hermano" y estén casi tan actualizados, al menos en materia de entretenimiento e información, como sus parientes de Miami.

Alfredo Fernández reportó en su crónica para Havana Times que la serie colombiana “Pablo Escobar: El Patrón del Mal”, se ha convertido en el fenómeno audiovisual que estremece la isla.

Mi esposa y yo todavía la estamos viendo en Miami, y realmente tiene una factura impecable (los libretos colombianos son tan buenos que el emporio mexicano Televisa constantemente compra los derechos y produce versiones de sus telenovelas para el público azteca  y los latinos en Estados Unidos. Así “Betty la fea” se convirtió en “La fea más bella”, y “Pedro el Escamoso”, en “Juan Querendón”).

(El anuncio de la serie en Telemundo.)

La de Fernández no es la primera alusión al éxito del serial sobre el famoso capo de las drogas en la isla.  A mediados de agosto el bloguero y periodista independiente Iván García ya anunciaba que la teleserie colombiana estaba arrasando en el mercado negro habanero.

Y aunque tampoco es el primer material sobre el tema en la bolsa negra habanera de los videodiscos (antes circularon “Las Muñecas de la Mafia” y “El Cartel de los Sapos”) tanto García como Fernández subrayan lo que hace singular a este serial en Cuba: en algunos capítulos, se revela lo que ha sido por años en Cuba un secreto a voces: las relaciones de negocios de Pablo Escobar y el Cartel de Medellín con el gobierno de Fidel Castro y sus altos jefes militares.

Cabe destacar que, aparte de la limitada ficción de las situaciones, y los nombres cambiados de algunos personajes (Carlos Lehder, por ejemplo es identificado como Marcos Herbert; la presentadora de televisión --y presunta amante de Escobar-- Virginia Vallejo, es Regina Parejo) la serie transpira un rigor histórico que denota una acusiosa investigación de los hechos y los testimonios de los implicados.

Por ejemplo, un episodio reciente en el que Marino, uno de los hombres de Escobar, se enamora de una ex amante del capo y es obligado por éste a asesinarla, corresponde a un hecho real narrado por el jefe de sicarios de Escobar, John Jairo Velázquez, alias “Popeye”, a la periodista de Univisión Ilia Calderón.

Desde La Habana, Fernández refiere que una cubana que no se pierde un capítulo de la serie, dijo estar espantada de la facilidad con que uno de los lugartenientes de Escobar entraba la droga a Cuba, para luego trasladarla a EE.UU. La señora también hizo un comentario clave: “Ahora, que estoy viendo la serie de Pablo Escobar, me convenzo más de que [el General Arnaldo] Ochoa fue un conejillo de indias”.

​​Hace unos años visitó Radio Martí la periodista colombiana Astrid Legarda, con motivo de la publicación de su revelador libro “El verdadero Pablo: sangre, traición y muerte”. El volumen es fruto de siete años de conversaciones entre la ex reportera de RCN y “Popeye”. Astrid aprovechaba para dialogar con él las visitas de la novia del sicario a la cárcel de máxima seguridad de Cómbita, en el Departamento de Boyacá. Antes del lanzamiento del libro, la revista Semana publicó dos adelantos. Uno de ellos se titula “Pablo Escobar y Cuba”.

¿Qué dice sobre el tema la "mano derecha" del capo de capos?

Refiere “Popeye” que Escobar –claramente definido en el programa como un simpatizante de la izquierda-- "se apoyaba para hacer llegar la droga a Estados Unidos en gobiernos no aliados, y enemigos, de Washington. La serie muestra el momento en que uno de los pilotos de Escobar toma subrepticiamente una foto, que luego entregó a la DEA, en la que aparecen el jefe del Cartel y militares sandinistas descargando droga de una avioneta en una pista de Managua.

(John Jairo Velásquez alias "Popeye")

Agrega el ex sicario que fue con la ayuda "de Jorge Avendaño, apodado el 'Cocodrilo', que el 'Patrón' llegó a Fidel Castro en Cuba. Éste lo conectó con su hermano Raúl y así se inició una operación de tráfico de cocaína". Y asegura que la relación entre Escobar y Fidel era “permanente y fluida,  por cartas y terceras personas”, y que se inició a través de comandantes de la guerrilla M-19

Asevera que el esquema de tráfico de drogas a través de Cuba lo habría coordinado el 'Cocodrilo' “en cabeza de Raúl Castro”. Durante dos años, la cocaína colombiana circuló, según Velázquez, por esta ruta cubana:

“Salía del puerto de Buenaventura por mar hacia las costas mexicanas, donde era recibida por los socios locales; allí era subida a aviones con matrícula mexicana y despachada rumbo a Cuba”. (…) Una vez en la isla “los militares cubanos, al mando del general Ochoa y el oficial Tony de la Guardia, bajo instrucciones directas de Raúl Castro, se hacían cargo de la mercancía, custodiándola para posteriormente embarcarla en lanchas rápidas, tanqueadas con gasolina por cuenta de los cubanos, con destino a Estados Unidos, entrando por Cayo Hueso”.
Los cubanos recibían 2000 dólares por cada kilo de droga transportada y 200 dólares por cada kilo custodiado ...

“Las lanchas iban y venían varias veces. (…). Ya en costas estadounidenses, la droga era recibida por el 'Mugre', quien con su gente la trasladaba a varias caletas (escondites), situadas en Kendall, Boca Ratón y el mismo Cayo Hueso. Estas caletas eran casas residenciales, en donde se perforaba el terreno y, en tubos de PVC, para que no se humedeciera la cocaína, se enterraba la droga, esperando a ser distribuida en pequeñas cantidades a los minoristas, para ser comercializada en todo Estados Unidos. Cada caleta tenía capacidad de almacenamiento de hasta 2.000 kilos”.

John Jairo Velásquez alias "Popeye", jefe militar del que fuera capo del cartel de Medellín, Pablo Escobar, involucró a Raúl Castro en el tráfico de drogas en la década de 1980. ​​Precisa “Popeye” que los cubanos recibían “2.000 dólares por cada kilo de droga transportada y 200 dólares por cada kilo custodiado”. “Pablo”, relata, “estaba feliz con esta ruta” que llenó las arcas del 'Patrón'. “Decía que era un placer hacer negocios con Raúl Castro, pues era un hombre serio y emprendedor”.

Los Castro también debían estar felices: en cada envío hacia Cuba por avión, “se cargaba un promedio de 10.000 a 12.000 kilos”. La cuenta en dólares por cada embarque no baja de seis ceros.

El jefe de sicarios de Escobar confirma en su testimonio la comprometedora participación de los ayudantes del general Arnaldo Ochoa y el coronel Tony de la Guardia:

“Durante este operativo y en varias oportunidades, los dos enlaces cubanos, el capitán Jorge Martínez Valdés y el oficial Amado Padrón viajaron a Medellín; los movíamos con documentos falsos y para no llamar la atención, por su acento, se los hacía pasar por costeños. Los viajes y la atención de éstos en Colombia estaban totalmente a cargo del 'Cocodrilo'”.

“Al comienzo de los negocios con los cubanos, los mexicanos se mostraron reacios a incluirlos, alegando que ellos querían cobrar mucho por participar. Pablo se impuso, pues de antaño, simpatizaba con la causa de la revolución y quería apoyar a Fidel”.

“Los dólares producto de la venta de esta droga en Estados Unidos, llegaban a manos llenas, camuflados en electrodomésticos, que ingresaban a Colombia ante la mirada complaciente de algunos funcionarios de la aduana, al servicio de Escobar. Desde allí, se repartía su participación a los socios mexicanos y cubanos”.

“La ruta cayó cuando se destapó todo el escándalo, al caer un gran cargamento decomisado por la DEA, proveniente de Cuba, y varios cubanos detenidos confesaron, delatando la operación”.


Hagamos un paréntesis. En febrero de 1991, dos años y medio después de la causa 1 de 1989 que condenó a muerte a Ochoa, De la Guardia y sus dos ayudantes, un prestigioso programa investigativo de la televisión pública estadounidense, Frontline, dedicó una edición a la participación de Cuba en el narcotráfico.

La presentación de Cuba and Cocaine señalaba que meses antes Fidel Castro se había jactado en La Habana de que difícilmente se podría encontrar en el mundo un país menos hospitalario para el tráfico de drogas que Cuba. A través de cintas de vigilancia de la DEA y entrevistas con ex funcionarios cubanos  y distribuidores de drogas, Frontline se proponía mostrar cómo Castro había utilizado el narcotráfico como arma política.

Recuerdo que pasé toda la mañana después de la transmisión del programa preparando algunos cortes para usarlos en los noticieros de Radio Martí. Me basé principalmente en las grabaciones tomadas por la DEA con cámara oculta a Rubén Ruiz, hijo de Reinaldo Ruiz, y las del interrogatorio a éste último. Padre e hijo eran contactos del Cartel de Medellín en Miami, y Rubén piloteaba avionetas hacia Cuba. Los dos eran familiares de Miguel Ruiz Poo, el miembro del hasta entonces secreto Departamento MC del MININT que perdió la compostura en el juicio Ochoa-La Guardia mientras “echaba pa’lante” a medio mundo.

En las grabaciones de la DEA, Rubén Ruiz alardeaba de su acceso a instalaciones militares en Cuba:

“Déjame decirte algo. No te miento. Yo he volado a lugares en Cuba a donde nadie ha volado. Te estoy hablando de pistas militares. Te estoy hablando de MIg-23 pintados de camuflaje”

También blasonaba de ser tratado en la isla a cuerpo de rey:

“Te sientas en una mesa que es como la mitad de esta oficina tuya, y te sirven unas piernas de puerco grandísimas, y unos bistecs enormes, y te ponen un tremendo caldero de arroz como para siete u ocho personas, ¿Okey? Allá nadie come así”.

Volvamos ahora con el testimonio de “Popeye”:

“La investigación lleva a la DEA hacia el cartel de Medellín y al gobierno cubano. El 'Cocodrilo' sale de Cuba rumbo a Colombia. La investigación llega hasta las más altas esferas del gobierno norteamericano. El tráfico es a gran escala y alegan que es imposible que los funcionarios de la isla no lo supieran. Esto pone al gobierno de Cuba en la mira de sus más encarnizados enemigos, los norteamericanos. Mucha cocaína quedó enterrada en suelo cubano”.

(El tribunal de honor militar que juzgó a Arnaldo Ochoa.)

“Fidel Castro no se queda con los brazos cruzados y ordena una farsa de investigación, para de esta forma protegerse él y de paso, a su hermano Raúl. En la isla, se anuncia con bombos y platillos a los medios de comunicación, que ‘la Revolución Cubana fue penetrada por el narcotráfico, en manos de unos apátridas y malos hijos, enquistados en el ejército revolucionario’. Se acusa al general Arnaldo Ochoa y 11 personas más; en tiempo récord, el general es fusilado con sus más cercanos colaboradores, creyendo que con esto tapaban el sol con un dedo”.
​​
“Ante la comunidad internacional, el gobierno cubano cree haber puesto una cortina de humo al escándalo. Sin embargo, frente a los norteamericanos, la cosa es a otro precio. Me cuenta Pablo Escobar que, en un computador de la CIA y en las oficinas del Pentágono, duerme el caso. Pero no ha muerto, simplemente lo tienen archivado con el sellito de ‘información clasificada’”.

Fernández, el  colaborador de Havana Times, cree que lo más importante de la circulación en la isla del serial “Pablo Escobar: El Patrón del Mal” es que ha regresado al país un viejo y difícil debate siempre sostenido  en voz baja: ¿Hasta dónde calaron las influencias de Pablo Escobar en el Gobierno cubano? Y concluye diciendo: “ En esta telenovela, al menos, se hace evidente que iban más allá del general Ochoa y sus cómplices”.
****
Tomado de http://taniaquintero.blogspot.com

Link

El Cártel de La Habana (IV)


Por Juan Benemelis

En el curso de la década de los 70 se dieron cita dos coyunturas importantes. La primera tendría que ver con el consumo de narcóticos, que vería una gran expansión en Estados Unidos primero con la marihuana y luego con la cocaína.

La otra coyuntura tenía que ver con el narcotráfico en sí. El Cartel de Medellín necesitaba de un punto intermedio cercano para operar hacia aguas norteamericanas. El Cartel de Medellín llegará a introducir unas 45 toneladas de cocaína en Estados Unidos, representando 25 billones de dólares, y alrededor de 10 toneladas en Europa.

En una intervención ante el Senado, en abril de 1983, James H. Michel, Secretario de Estado para Asuntos Interamericanos, expresó que existían pruebas de que en 1979, el buró político del Partido Comunista de Cuba había aprobado un plan para intervenir en el narcotráfico utilizando a Cuba como puente y base de apoyo para las redes de traficantes de Estados Unidos.

El suministro se organizó desde las fuentes de abastecimiento en América del Sur y el gobierno de La Habana necesitaba recursos en moneda convertible que estaría dispuesto a obtener de cualquier manera. La vinculación cubana con el narcotráfico era inevitable desde un principio, y además tenía que producirse de manera casi natural: primero, porque en las áreas de producción de Suramérica, los guerrilleros sostenidos por Cuba ocupaban el mismo espacio ilegal que los narcotraficantes.

La guerrilla necesitaba armas y dinero, mientras que el narcotráfico, siempre abundante en dinero, necesitaba protección armada y, sobre todo, acceso a las redes de organización clandestina de la guerrilla y su experiencia conspirativa. Además, una parte importante de todo el tráfico de drogas cayó en manos de exilados cubanos, sobre los cuales La Habana tenía abundante información para el chantaje. La parte del exilio que se vinculó al narcotráfico con Cuba también se sentía razonablemente segura de que no sería traicionada.

En la medida que la crisis financiera y económica se hacía más profunda, la dependencia de la Isla para con los recursos extraídos de Angola y del narcotráfico se amplió. Apurado por lograr una nueva fuente de recursos, Castro se fue involucrando cada vez más en el tráfico de drogas, como apuntara el general cubano exiliado Rafael del Pino.

Tradicionalmente los barcos usados en el narcotráfico colombiano tenían que atravesar el Paso de los Vientos, entre Cuba y Haití, lo que muchas veces les situaba en aguas territoriales cubanas, donde eran interceptados. Las pérdidas de los narcotraficantes se incrementaron con alarma.

Según el testimonio dado en 1982 por el narcotraficante colombiano de Miami Juan Lozano (alias Johnny Crump), es alrededor de 1975 que algunos de los más importantes narcotraficantes colombianos se entrevistaron en Bogotá con el embajador cubano Fernando Ravelo Renedo para negociar la devolución de los barcos y las tripulaciones.

El embajador cubano contestó con una contraoferta de La Habana: a cambio de 800 mil dólares por cada barco, Cuba estaba preparada no sólo para ignorar la actividad de los buques madres que se detectasen en sus aguas, sino que podía proveerles de servicios de reparación y gasolina en sus puertos, así como identificación y escolta cubana hasta las proximidades de los cayos de la Florida.

Así, los poderosos colombianos Alfonso Cotés y Alfonso García comenzaron sus negocios de tráfico a través de Cuba. Los agentes de inteligencia cubanos se pusieron en contacto con algunos potentados de la droga en Miami, como por ejemplo Johnny Crump y el conocido narcotraficante Jaime Guillot-Lara, quien con posterioridad sería empleado de los servicios secretos cubanos y se casaría con una hija de Raúl Castro.

Entre los cubanos exiliados en Estados Unidos implicados en el narcotráfico con Cuba estaban José Alvero Cruz y Osiris Santi. En noviembre de 1976, Alvero había viajado a España donde disponía de fondos bancarios, y allí obtuvo de la propia embajada cubana en Madrid un pasaporte cubano. En 1978, actuando como agente de Cuba, Alvero arregló el envío de 5,000 armas para las guerrillas sandinistas en Nicaragua. Por su parte, Osiris Santi era un narcotraficante cuyos barcos ya recibían protección en los puertos cubanos. Su lugarteniente, Orlando Torres, se entrevistaba constantemente en México con los funcionarios del régimen cubano destacados en Mérida.

El narcotraficante colombiano, Jaime Guillot-Lara -casado con la hija del ministro de defensa cubano Raúl Castro- será el contacto entre Cuba y el movimiento M-19. El 7 de noviembre de 1981, Guillot-Lara tiene que escapar a toda prisa de Colombia y se refugia en México, donde los agentes cubanos negocian su libertad con las autoridades mexicanas con el fin de evitar que se descubriera su conexión con La Habana. En 1982, Castro hablaba de Guillot-Lara como "un buen amigo".

La conexión cubana sería descubierta y probada más tarde. Los informes de la participación cubana en el tráfico de drogas saldrían por vez primera a la luz pública en 1982, cuando la Oficina Legal de los Estados Unidos en Miami nombró entre los acusados al jefe de la marina de guerra de Cuba, almirante Aldo Santamaría, y al ex embajador cubano en Colombia, Fernando Ravelo, en un caso que incluía 23 toneladas de marihuana.

El 15 de noviembre de 1982, los colombianos Guillot-Lara y Johnny Crump, y los cubanos Lázaro Visuña, Mario Estévez y David L. Pérez, brindaron a un tribunal en Miami amplias pruebas de las actividades de narcotráfico por parte de Cuba desde el año 1975, tráfico que tenía como uno de sus objetivos el envió de armas a la guerrilla colombiana del M-19.

Según la deposición de Johnny Crump, él y Guillot-Lara se dirigieron a La Habana en compañía del embajador Ravelo, donde éste y el embajador de Cuba en Venezuela, Norberto de la Osa, les confirmaron que el barco Viviana, dedicado al narcotráfico, obtendría salvoconducto todas las veces que atravesase las aguas jurisdiccionales cubanas.

Por la protección de este tránsito, Guillot-Lara pagaba 20 mil dólares por cada tonelada de marihuana a bordo. A su vez, el compromiso incluía el transporte de armas a las guerrillas del M-19 en Colombia. Según Guillot-Lara, a su retorno a Colombia inició los trámites para preparar otro barco para enviar a Cuba en 1980.

Conforme al testimonio de Johnny Crump, los funcionarios cubanos Ravelo y René Rodríguez Cruz -presidente del Instituto Cubano de Amistad con los Pueblos (ICAP)-, le sugirieron la posibilidad de comprar y enviar armas para elementos anti-Pinochet en Chile a través de Panamá. Una semana después, un chileno de apellido Galván, le hacía entrega de un microfilm en un cigarrillo que contenía la lista de las armas, alimentos y municiones para 300 hombres.

Por otra parte, Johnny Crump cuenta cómo durante una campaña en la costa norte del Pacifico, las autoridades colombianas cercaron a un grupo guerrillero del M-19 comandados por Carmenea Cardona, muchos de los cuales figuraron en el secuestro de la embajada dominicana en Bogotá y que supuestamente debían haber estado refugiados en Cuba.

Entre los detenidos y testigos de la causa de Miami figuraba también Mario Estévez, un agente de la inteligencia cubano, infiltrado en los Estados Unidos en 1980. En su deposición ante el Gran Jurado, Estévez expresó que había sido infiltrado con el objetivo de activar el tráfico de drogas, comenzando por transacciones de marihuana hasta que fue arrestado el 29 de noviembre de 1981. Estévez testificó ante una comisión del senado de los Estados Unidos que había introducido en la Florida marihuana y gualudes desde Cuba, y de ahí trasladado a Nueva York.

Las declaraciones de Estévez resultaron desconcertantes: la alta cúpula de la dirigencia cubana había organizado una extensa red de narcotráfico desde América Latina hasta los puntos de distribución en ciudades norteamericanas, usando sus propios servicios secretos. Estévez identificó al alto oficial de inteligencia cubana, René Rodríguez Cruz y al vicealmirante Aldo Santamaría como las personas encargadas por Castro para canalizar este tráfico.

Estévez apuntó que desde los inicios de la década de los setenta se producía marihuana en la región cubana de Manzanillo para venderla en los Estados Unidos, operación que Castro venía madurando desde los días de la guerra de Vietnam. Estévez estimó en 200 millones de dólares anuales los ingresos cubanos sólo por concepto de la marihuana.

Durante el período de su actividad ilícita, Estévez logró el traslado de Cuba a Estados Unidos de alrededor de 270 kilogramos de cocaína, posteriormente vendida en Miami, Chicago, Ohio, Nueva Jersey, Nueva York y otras ciudades. El dinero acumulado lo llevaba a Cuba él personalmente. También informó que en un momento de su actividad, sus jefes en el gobierno cubano le recomendaron se trasladase a Bimini, en Las Bahamas, para conocer y entrenar a Frank Bonilla, otro agente proveniente de Cuba.

De regreso a Cuba, recalaron en la pequeña isla de Paredón Grande, donde hallaron el buque Viviana del colombiano Guillot-Lara con un cargamento de 8 millones de qualudes. El yate estaba escoltado por buques de guerra cubanos.

De acuerdo con la narración de Estévez, corroborada luego por otros narcotraficantes, estando en Paredón Grande concurrieron el jefe de la Marina de Cuba, almirante Santamaría, y el alto jefe de la inteligencia René Rodríguez, presidente del ICAP, organismo pantalla de la inteligencia cubana, con quienes sostuvo una extensa conversación sobre el narcotráfico. Explicó que cuando salió de Cuba a bordo del Viviana se acarreaba otro barco, el Lazy Lady, hasta la isla de Andros en Las Bahamas, donde se hizo el traspaso de los qualudes. Después fue ordenado a seguir hasta Cayo Güincho donde recogió 23,000 libras de marihuana procedente de Cuba.

El testimonio de Estévez implicó en el narcotráfico internacional a Santamaría, René Rodríguez, al embajador Ravelo, a Gonzalo Bassols Suárez, diplomático cubano en Colombia; a Teodobaldo Rico Rodríguez y Francisco Echemendía, funcionarios del Ministerio del Interior de Cuba.

Con posterioridad, René Rodríguez moría en La Habana, en circunstancias misteriosas, después del fusilamiento de los militares el general Ochoa, Tony de La Guardia, en 1989, y al deceso en prisión, en 1991, del general José Abrantes Fernández, exministro del Interior.

Coincidentemente, Estévez también fallecería en una prisión norteamericana. Los hilos de la trama que conducían hasta Fidel y Raúl Castro irían desapareciendo con el tiempo.

El ex secretario de Estado, Shultz, refiriéndose a los resultados del Gran Jurado de Miami, indicó que se "demostró la evidencia de la complicidad de Cuba en el tráfico de narcóticos en América Latina”. En marzo de 1983 fue confiscado en la Florida un velero con 750 libras de marihuana a bordo. Durante el registro del bote se halló un diario con la ruta seguida. Había zarpado de la Florida para Las Bahamas, siguió a Haití, luego a Cuba, después a Jamaica, retornó a Las Bahamas y finalmente llegó a la Florida de nuevo.

Poco después, el 20 de mayo de 1983, el presidente de los Estados Unidos, Ronald Reagan declaraba en Miami que existían fuertes pruebas de que funcionarios de Castro estaban involucrados en el tráfico de drogas desde Cuba. Un mes después, el administrador de la DEA, Francis Mullen ratificaba ante el senado estadounidense que el gobierno de Cuba estaba consciente de los movimientos de drogas a través de su territorio, y que facilitaban tales movimientos.

Del libro Las guerras secretas de Fidel Castro, de Juan F. Benemelis.
*************
Cuba and Cocaine


Para leer las transcripciones en idioma inglés de lo dicho por el narrador así como las otras personas que hablan en el documental pueden ir AQUÍ . Las personas que no dominen el idioma inglés, pueden usar la barra de Google Translate que hay en la sección derecha del blog Baracutey Cubano.
***********
Subido por UnionLiberalCubana
el 11/05/2010



Cinco años antes del fusilamiento del General Ochoa (1989), acusado de traficar con drogas, existían todas las pruebas de que el gobierno cubano estaba involucrado en este comercio ilícito. Este documental fue transmitido por la televisión de Estados Unidos en 1984. El General Ochoa fue sólo el chivo expiatorio para tratar de exculpar al gobierno de Fidel Castro


Cuba y el narcotráfico en 1984

Part. I



Part. II


****
ALGUNOS COMENTARIOS DEJADOS

Y quien carajo te dijo que Popeye era hijo de Pablo Escobar?
Orlando Gregorio Chaviano
*******
Comentario del Bloguista
Saludos  Orlando Gregorio Chaviano

No, Popeye no era hijo de Pablo Escobar.; el hijo de Pablo Escobar vive en Argentina con otro nombre y se dedica a la moda del vestir.
Cambié la redacción  para que otras personas no se confundan. Gracias, aunque no hacía falta para nada la palabra carajo.

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

España. Fundación Hispano-Cubana, FHC, rinde homenaje al asesinado líder pacífico cubano, Premio Sájarov 2002, Oswaldo Payá Sardiñas y a Harold Cepero, miembro del Movimiento Cristiano Liberación, MCL

Published on Sep 25, 2012 by HispanoCubana

Resumen de acto realizado por La Fundación Hispano Cubana al líder opositor antiCastrista Oswaldo José Payá Sardiñas, muerto en extrañas circunstancias que señalan a un asesinato encubierto bajo la forma de un accidente de tránsito. Oswaldo Payá era el fundador y líder del Movimiento Cristiano Liberación, movimiento pacífico y cívico

Oswaldo Payá y Harold Cepero, In Memoriam

Parte I


Parte II


Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

Zoé Valdés y Lic. María del Carmen Carro sobre algunas acciones, actitudes:y aptitudes de algunos opositores y disidentes en Cuba: LA LIBERTAD DE CUBA NO ES UN NEGOCIO. APRUEBO LAS TARIFAS DE ZOÉ VALDÉS Y LAS PROPONGO “RESBALANTES”

Tomado de http://www.nuevoaccion.com


APRUEBO LAS TARIFAS DE ZOÉ VALDÉS Y LAS PROPONGO “RESBALANTES”


Por: Lic. María del Carmen Carro
(6-27-2012)


Los que arman estas "tragicomedias"-“espectáculos”, y metalizan la causa cubana, no merecen otras palabras que las reflejadas por Zoé Valdés, en su trabajo: LA LIBERTAD DE CUBA NO ES UN NEGOCIO. Yo apruebo las tarifas que propone la escritora cubana y le propongo además precios “resbalantes”.

No es útil, ni decoroso para nuestra querida Cuba estos alarmantes y repetidos “shows” que todo indica son interminables.

Si estamos en épocas de aprobar Grants, entonces las gestiones de acciones aparatosas y sin ningún resultado, se disparan. Todos en tensión. Hasta los Congresistas de la Florida demostraron su preocupación por la reciente huelga de hambre, que culminó con:

El que inspiró la protesta,  Jorge Chaviano, fue el primero en deponer la huelga, y  todavía esta recluido y supuestamente su esposa-“supuestamente” culminada a desalentar a los  huelguistas. Ocasión además, que no desaprovechó la televisión cubana para sacar las imágenes del aguacate entrando por la ventana. En estos días les ofreceré la receta del aguacate relleno. Las imágenes del aguacate tienen sus aristas.

A mi me encantan  las cosas como a Zoé. Por su nombre.

La esposa del opositor simplemente “no está preparada para estos juegos de Grandes Ligas”. Y en buen cubano “le metieron el pie y se le aflojaron las piernas”.

Hechos como estos, me llevan a admirar más a quien protagonizó una huelga de hambre auténtica y verdadera, Orlando Zapata Tamayo. Mi amigo, el negro más humilde que he conocido.

Muchas veces en que Zapata con su desgastada ropa me acompañaba hasta la Oficina de Intereses, al acercarnos al lugar  me decía, apuntando hacia el muro del malecón habanero. “Mary, yo me quedó ahí, voy a echar un pestañazo”. Y si alguien duda, lo invito a que muestre la primera foto de Zapata en alguna Recepción. La huelga de hambre del joven con trencitas largas, agrupadas en la punta con pedacitos de tubos de pasta y zapatos con huecos en la puntas, no tiene precio. Fue digna, contestataria, hasta la muerte.

El último domingo de vida de Zapata. Ya moribundo, fui a la Ermita de la Caridad, sin cámaras, sin micrófonos, sin convocatorias propias para-“buitres”. Allí lo puse en las intenciones de la misa y me arrodillé ante la Patrona de Cuba y le rogué por una muerte digna para mi amigo. No hubo otro domingo para Orlando Zapata Tamayo. Mi esposo, quien me acompañó, junto a mi nieta me decía. Pero, él está vivo todavía, Y le dije. “Este no es como otros”. “No lo conoces”. “Yo sé que va a morir”.” Ėl no anda por dinero, anda por la Patria.”

Apruebo sin dudas las tarifas que ha impuesto Zoe.

Una huelga de hambre promocionada…. 1000 euros.

Un cacerolazo…….500 euros.

¡Y que paguen los que arman el show!

 -¡Bravo Zoe!, tus tarifas son decentes, y son precios alcanzables para los que han engordado sus bolsillos, so pretexto de la libertad de Cuba y  con el anuncio de un derrocamiento de la tiranía castrista que nunca llega.

Le propongo a Zoe que imponga tarifas resbalantes, que pueden siempre aumentar. Según el peso de la mentira y los desaciertos.

Me voy y como siempre, invito a escuchar al  maestro Marti.

“Debemos morir por la libertad verdadera, no por la libertad que sirve de pretextos para mantener a unos hombres en el goce excesivo y a otros en el dolor innecesario.”
*******
Tomado de  http://zoevaldes.net/

LA LIBERTAD DE CUBA NO ES UN NEGOCIO

Por Zoé Valdés

La libertad de Cuba no es un negocio, no debiera serlo, pero lo es desde hace un buen rato. A numerosas instituciones norteamericanas no les conviene que se caiga el castrismo, sobreviven de su afianzamiento, y ese afianzamiento se lo proporciona sin saberlo el contribuyente norteamericano, pagando por el espectáculo. De eso viven buena parte inclusive de medios de prensa y de comunicación, al igual que las ONG’s. Pero lo peor, lo más denigrante, es que lo hacen en combinación con numerosos disidentes dentro de la isla.

A mí todo eso me da una repulsión tremenda, pero no dejo de comprender que el ser humano, o el ser cubano, es pura mierda, y que su desenvolvimiento de resuelveloquecaiga dice mucho de ellos. Por esta razón, ruego que no me manden más emailes de Háblalo sin miedo, como no sea aquel en el que anuncien que alguno de los de la UNPACU, o de las Damas de Blanco, o de Voces Cubanas, Estado de Sats, y de todas esas asociaciones que dentro y fuera de Cuba reciben dinero de cientos de asociaciones norteamericanas y europeas que también pago yo con mi contribución (pago impuestos en Estados Unidos por mis libros también) ha derrumbado a la dictadura. Empezando porque no me consta que estas asociaciones no estén engordando en su seno a espías procastristas, o que algunas de ellas no pertenezcan al raulismo light en su formato “aperturista” (aperturista sólo para los dólares y los euros que mandamos los de afuera).

A partir de ahora el que quiera publicidad en este blog tendrá que pagarla. Una huelga de hambre promocionada: 1000 euros. Un cacerolazo de cinco comemierdas en una calle, cualquiera de la isla: 500 euros… Y así sucesivamente… No tendrán que pagar (aunque también se mojan) los que hacen las huelgas, ni los que dan el cacerolazo, ¡faltaría más! Tendrán que pagarlas quienes arman el show y por ello reciben los grants, ayudas, y demás dineros del contribuyente.

Por supuesto, aquel que tumbe a los Castro, recibirá de inmediato promoción gratis.

Esto es lo que trajo el barco.

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...

jueves, septiembre 27, 2012

Esteban Fernández: EL CABALLO DE TROYA -( LOS HIJITOS DE "PAPITO PAREDÓN")

EL CABALLO DE TROYA -( LOS HIJITOS DE "PAPITO PAREDÓN")



Por Esteban Fernández
27 de septiembre de 2012

Gracias a Dios NUESTROS HIJOS EN EL EXILIO  no se han integrado al desastre castrista. ¿Son mis hijas, o la hija de Zoé Valdés, capitanas del ejército castrista? ¿Son los herederos de Aldo Rosado, de Luis Posada Carriles, de Guillermo Novo, de Horacio Minguillón, de Orlando Bosch, de Luis Crespo, de los Díaz Balart, ni los hijos de ninguno de los dirigentes del exilio desertores de las filas del decoro?  Esa batalla la hemos ganado.

 Nuestros hijos se han graduado de médicos, de abogados, y algunos han  llegado HASTA EL SENADO y a la Cámara de Representantes. Jamás me he encontrado con un solo desterrado que me diga: “Mi hijo se fue para Cuba y ya es Capitán de la Policía de La Habana”.

 Sí, es posible que a algunos, estudiando en universidades y colegios, los profesores izquierdistas  les hayan inculcado ideas diferentes a las nuestras como a la hija del Senador Bob Menéndez. Pero ninguno ha llegado al extremo de estar integrado a las Milicias Territoriales cubanas. Algunos han visitado la Isla,  pero ninguno se ha quedado allá y hoy es Coronel de la Seguridad del Estado. Es una misión imposible encontrar  que nuestros  hijos sean  traidores a sus padres en el exilio.

Ah, pero la gran incógnita ( no sé si es una victoria o una derrota  del castro-comunismo) es que Miami, y el exilio en pleno, desde hace mucho rato está lleno de los retoños, (hijos, nietos y bisnietos) de las viejas chivatas del Comité de Defensa,  de los hijos de aquel miliciano que nos hacía la vida imposible en Güines. Sólo hay que entablar una conversación con un joven recién llegado de Cuba,  y a los 10 minutos  suelta que “su abuelo es un Coronel retirado del MININT”. Y les estoy  hablando del montón, de los miles y miles de descendientes de fidelistas de cuarta o quinta categoría, porque últimamente llegan los privilegiados, los que en Cuba les llaman “los hijos de papá” y Tito Rodríguez Oltmans los llama “Los hijitos de Papito Paredón y Mamita Cederista”.

Y aquí están:  Alina la hija de Fidel, los hijos de José Abrantes, el hijo de Almeida llamado Juan Juan, y una nieta de “Caballo Blanco” que  también está del lado de acá. Los hijos del General Andollo y del General Antonio Enrique Lussón brincaron el charco, un nieto del Che Guevara, y un nieto del Jesús Montané Oropesa están aquí.  La  hija del general Arnaldo Ochoa, la hija de Tony de la Guardia, el hijo del fundador de Prensa Latina,  el argentino Jorge Masseti , las hijas del Comandante René Vallejo, la hija del Comandante Papito Serguera, una hija  del General William Gálvez, un hijo de Amadito Padrón quien fuera fusilado junto a Ochoa, el hijo del Comandante Belarmino Castilla, un sobrino de Efigenio Ameijeira (creo que es hijo de “Machaco”) y la lista no tiene para cuando acabar. Hace unas semanas llegó la hijita del vicepresidente Mariano Murillo,  y acto seguido,  arribó la jefa de edición del Granma que no sé "de quién será hija "

 Y estos son los supuestos herederos del botín, los que vivían bien allí, iban a colegios  y hospitales de lujo, no se codeaban con los “cubanos de a pie”. El otro día me encontré con uno que me dijo que “iba a la misma escuela que Tony Castro”...

Y como lo principal para la inmensa mayoría de los seres humanos  son sus hijos y nietos, entonces yo pregunto: ¿Quiénes están ganando la batalla ideológica, ellos o nosotros?

A simple vista parece que somos nosotros los victoriosos, pero como soy un desconfiado tengo la tendencia a creer que toda esta gente llega en un gigantesco CABALLO DE TROYA con la mala intención de socavarnos por dentro.
**************
ALGUNOS COMENTARIOS DEJADOS

Creo amigo que debera' seguir buscando dento del vientre del caballo pues se le han quedado muchos sin mencionar se sugiero continue en sus indagaciones y ponga la lista completa sobre todo para personas como yo que no tengo mucho tiempo aqui' y me gustaria saber si pudieramos contar con ellos para derribar asus parientes qe quedaron alla',cuando llegue el ajuste de cuentas donde ellos tendrian que explicar seguro algunas cosas de su proceder alla'.
************
Y eso que no estás teniendo en cuenta los que llegan por el mismo aeropuerto con pasaporte de ciudadano español. Esa lista es más asombrosa todavía. Jacobo
***********
El problema, que casi nadie quiere tocar, es que hubo y hay una espantosa cantidad de cubanos inservibles o francamente malos, mucho mayor que lo que nadie sospechaba antes de 1959. Por eso, principalmente, Cuba se hundió y sigue hundida. No pretendo saber la solución, pero seguramente empieza por reconocer el problema y llamarlo por su nombre.

Para seguir leyendo hacer click aqui­ ...